“Al pan, pan y al vino, vino”

Nuestra frase de hoy es un refrán muy popular y usado desde antaño hasta nuestros días: “Al pan, pan y al vino, vino”.

¿Qué significa? Pues quiere decir que debemos llamar las cosas por su nombre: al pan, hay que llamarlo pan y al vino, hay que llamarlo vino. Básicamente nos advierte de que seamos claros a la hora de referirnos a ciertos asuntos que puedan parecernos embarazosos, puesto que sin eufemismos e indirectas todo resulta más sencillo.

El origen de esta expresión muy probablemente esté ligado a la liturgia católica, donde el pan y el vino eran elementos básicos de la comunión.

Pongamos una situación en la que podamos usar esta expresión:

Una chica invita a su mejor amiga a la fiesta de fin de curso de su clase:

Nuria, este sábado es nuestra fiesta, ¿por qué no te vienes?

-No sé… es vuestra fiesta, solo conozco a varios de tus compañeros y no tengo nada en común con ellos, son un poco…

Vaya, que no te gustan… chica, al pan, pan y al vino, vino.

Fuente gráfica: https://pixnio.com/es/comida-bebida/vino/rojo-vino-italiano-restaurante

 

También te puede interesar...

Lubina a la espalda

Lubina a la espalda

¿Qué se come en Navidad? En España las familias se reúnen en la cena de Nochebuena, el 24 de diciembre. Lo primero

Cambiar de chaqueta: frase de la semana

Cambiar de chaqueta

Decimos que alguien “cambia de chaqueta” cuando cambia de ideas por interés personal, especialmente si son ideas políticas. Origen “Cambiar de chaqueta”

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio está protegido por reCAPTCHA y Googlepolítica de privacidad yTérminos de servicio aplicar.